Buscador Google

 

Decano Alejandro Cheyne

Es considerado como uno de los catedráticos más importantes en los programas de Educación Superior en Colombia. Su firme deseo por compartir desde muy joven sus experiencias de aprendizaje teórico - prácticas, lo han hecho merecedor de diferentes reconocimientos como Colegial de Número de la Universidad del Rosario, The Outstanding Young People de la Cámara Junior Internacional Colombia y Profesor destacado en programas de postgrado, entre otros.

El deseo permanente por avanzar en su proceso de formación académica lo han llevado a cumplir satisfactoriamente su Pregrado en Economía, Especialización en Docencia Universitaria, Especialización en Administración de Empresas, Estudios de Alta Gerencia Internacional y recientemente su Doctorado en Pedagogía, en donde el emprendimiento se ha convertido en el centro de su labor investigativa.

El señor rector del Colegio Mayor de Nuestra Señora del Rosario, monseñor José Vicente Castro Silva, en oficio del 31 de octubre de 1964, acompañó la documentación requerida para que el comité administrativo de la Asociación Colombiana de Universidades, Fondo Universitario Nacional, otorgara la autorización para la iniciación de labores a la Facultad de Administración Privada, nueva unidad docente del Claustro, a partir de 1965.

Cumplidos los requisitos y trámites de rigor, la Escuela de Administración, inició sus actividades con un grupo de 22 compuesto de 19 hombres y 3 mujeres, los cuales provenían principalmente de Bogotá, aunque se observo desde el principio un importante número de estudiantes que venían de regiones como la costa norte, los Santanderes y el Valle del Cauca.

El proyecto, denominado “Hoja de Ruta 2025” se articuló por un equipo de profesores y administrativos que de la mano de los diferentes miembros de la comunidad Rosarista desarrollaron una cumulo de actividades de Diagnóstico, Diseño y Despliegue, todas enfocadas en la definición del direccionamiento estratégico de la Escuela.

Para el proceso se evaluaron dos escenarios igualmente importantes para la Escuela: el mañana, por representar la apuesta a largo plazo que la Escuela busca emprender en términos de posicionamiento y presencia en espacio de la educación superior en el mundo, y el hoy que se caracteriza a partir del conjunto de necesidades de corto plazo que la Escuela debe atender para afrontar los retos de la educación y el entorno competitivo vigentes.

Consulta Vive la Ruta 2025

Como resultado de los procesos adelantados por el equipo y la participación de la Comunidad Rosarista, se obtuvo un total de 5 variables, que orientan el accionar de la Escuela a la manera de principios; estos son:
 

1. Internacionalización:
  • Es un medio para el logro de la calidad y la visibilidad internacionales.
  • Genera habilidades y competencias internacionales para la formación de ciudadanos globales.
  • Trasciende las actividades de movilidad desde una visión integral.
  • Permea las actividades de investigación, docencia y extensión de la Escuela.
2. Programas académicos:
  • Aseguran una formación integral, global y ética de profesionales que les permite su identificación y reconocimiento en contextos nacionales e internacionales por su alto desempeño.
  • Incorporan los principios educativos establecidos por la Universidad del Rosario y garantizan la calidad de los procesos para el posicionamiento y reconocimiento nacional e internacional de la Escuela.
  • Responden a las demandas organizacionales y sociales.
  • Reconocen e incorporaran los principales avances y tendencias de la disciplina administrativa en general, y de los sub-campos específicos en los cuales se circunscriben.
  • Responden a criterios claros de alineamiento curricular vertical y horizontal entre los diferentes niveles de formación (pregrado, especializaciones, maestrías, doctorados).
3. Investigación:
  • Contribuye de forma significativa al avance de la disciplina haciendo aportes teóricos, educativos, metodológicos y prácticos a la administración de organizaciones a través de proyectos y actividades desde múltiples perspectivas.
  • Responde a la identidad académica de la Escuela y a las líneas de investigación definidas por esta.
  • Procura la conservación, recreación y creación de conocimiento útil para la comprensión y solución de problemas organizacionales y sociales.
  • Cumple con estándares internacionales de calidad.
  • Produce conocimiento original, relevante, riguroso, reflexivo, crítico y aplicable, respetando los más altos estándares éticos.
  • Genera publicaciones científicas y textos de divulgación de alto impacto a nivel nacional, regional y mundial.
  • Se hace cada vez más visible, desde su identidad académica, en el contexto local y global.
4. Cuerpo de formadores
  • Conformado por académicos formados en las áreas de interés de la Escuela, con profunda vocación, actitud formadora y experiencia docente.
  • La contribución de forma significativa a la formación de profesionales idóneos y conocedores de la disciplina de la administración.
  • Formadores que responden con su conocimiento a la identidad académica de la Escuela, a los lineamientos académicos y a los contenidos definidos para cada una de sus asignaturas.
  • La contribución significativa a la formación en valores y el sentido ético que orienta el ejercicio Rosarista como Administrador.
  • La generación de conocimiento a través de la investigación y la producción académica en los temas de interés de la Escuela enriqueciendo la gestión formadora.
  • El acompañamiento pertinente y permanente a los estudiantes en los procesos de formación extracurricular, las prácticas profesionales, los programas y las experiencias de intercambio.
5. Relaciones con los grupos de interés
  • Contribuyen al mejoramiento de los procesos de investigación, formación y extensión.
  • Favorecen la generación de identidad, visibilidad y proyección de la Escuela en el entorno.
  • Posicionan a la Escuela de Administración en la realidad social y económica del país.
  • Tienen un carácter perdurable y responden a las necesidades de los grupos de interés.
  • Contribuyen a tener una Escuela internacional.
  • Fortalecen la presencia de la Escuela en las regiones



Los Sueños de la Escuela de Administración son una reconfiguración de los objetivos estratégicos formulados, utilizando la metáfora del sueño como propósito. Estos son los siete sueños que orientarán la construcción de la Escuela de Administración


Contribuir con la construcción del progreso económico, social y cultural del país, mediante la formación de líderes estrategas, éticos y socialmente responsables capaces de emprender e innovar en un contexto global.
En el 2025 seremos reconocidos como una escuela internacional de Administración que en articulación con el entorno, genera conocimiento y contribuye a la formación de ciudadanos globales.

La noción de Sello Estratégico de la Escuela de Administración en la Universidad del Rosario responde a una pregunta central: ¿Cuáles son las competencias que tienen o deberían tener los egresados de la Escuela?. El sello distintivo de la Escuela, se estructuró tomando como referencia las 20 competencias identificadas por el Proyecto Tuning América Latina, y que todo Administrador de Empresas debe tener El Sello de la escuela es el resultado de articular un conjunto de competencias y capacidades específicas a desarrollar en nuestros estudiantes y colaboradores con el desarrollo estructural de la escuela en sus diferentes ámbitos.
 

El sello distintivo de la Escuela de Administración integra el concepto de Nova et Vetera, manteniendo el liderazgo y la estrategia como ejes fundamentales en la formación del administrador rosarista, integrándolos con conceptos renovados que atienden a las necesidades de la sociedad actual, orientados hacia el desarrollo de la innovación y el emprendimiento, para impactar las organizaciones, a través de administradores formados como ciudadanos globales, éticos y socialmente responsables.

El sello se estructura en función de unos ejes que permitan el desarrollo de los aspectos mencionados: Estrategia, Liderazgo, Innovación, Emprendimiento, Ciudadanía Global, y Ética y Responsabilidad Social.

Estrategia: Esta busca abordar las formas de relacionamiento de la organización respecto a un entorno de incertidumbre y cambiante, que plantea retos constantes a las organizaciones, y ante los cuales el administrador debe hacer uso de conceptos, modelos y herramientas que permitan dar una respuesta adecuada, impactando positivamente tanto a la empresa como al entorno, para así construir organizaciones con capacidad de impacto económico y social.
Liderazgo: La Escuela de Administración tiene diferentes abordajes del liderazgo. Desde el liderazgo centrado en su ejercicio, hasta el liderazgo como proceso, lo que permite abordar diferentes modelos fundamentados en valores y principios, conducentes a buscar el crecimiento organizacional, y buscando el bienestar de quienes conforman las empresas, bajo preceptos de responsabilidad social.
Innovación: La Escuela asume que las organizaciones requieren de la generación de transformaciones constantes en su estructura y funcionamiento. Es así que se parte de un concepto que se desliga de la definición centrada en la innovación comprendida como novedad, para enfocarse en una innovación generaradora de impactos y transformaciones en la estructura y funcionamiento de las empresas, permitiendo profundizar la comprensión de estas y su entorno.
Emprendimiento: Es comprendido como la capacidad de convertir desafíos y problemas en oportunidades, a través de estrategias que generan valor y transformen el entorno.
Ciudadanía Global: La Escuela de Administración espera que sus egresaados se desenvuelvan en cualquier contexto social, cultural o empresarial dejando en alto en nombre de la institución. La Ciudadanía Global permitirá que el administrador rosarista esté en capacidad de abordar los problemas de las organizaciones con una mirada global e integradora. La internacionalidad se convierte en un elemento fundamental en el currículo de los programas de Administración para lograr convertirlo en un elemento diferencial del egresado rosarista.
Ética y Responsabilidad Social: Para la Escuela, estos dos aspectos permiten desarrollar acciones que generan un impacto positivo en la sociedad, generando sensibilidad, sentido de pertenencia, y compromiso en la resolución de aquellos problemas que aquejan a la sociedad, actuando desde las empresas, a partir de los saberes propios de la estrategia, el liderazgo, la innovación y el emprendimiento.
  • Posicionar a la Escuela a nivel global a partir de estándares y referentes internacionales.
  • Posicionar la Escuela como un interlocutor relevante con sus grupos de interés.
  • Posicionar la Escuela como generadora de conocimiento de calidad, pertinente y aplicable a la creación, consolidación, internacionalización y perdurabilidad de las organizaciones, impactando de manera favorable a la sociedad.
  • Garantizar procesos y programas académicos pertinentes, competitivos y de calidad para la formación de administradores con sentido ético y global.
  • Consolidar un cuerpo de formadores cualificados en las áreas de interés de la Escuela y con cualidades sobresalientes en lo intelectual, lo ético y lo pedagógico.