Buscador Google

Vida UR

27 de marzo 2020

En las crisis sacamos lo mejor como sociedad: Federico Gutiérrez, en la clase magistral de la Escuela de Administración

En las crisis sacamos lo mejor como sociedad: Federico Gutiérrez, en la clase magistral de la Escuela de Administración
La Universidad del Rosario inició el ciclo de conferencias virtuales Masterclass con el exalcalde de Medellín y profesor adjunto de la Escuela de Administración, Federico Gutiérrez, con una charla sobre gestión de crisis a partir de su experiencia como mandatario local durante los últimos cuatro años. Al espacio académico acudieron estudiantes de todos los programas de pregrado de la Escuela de Administración. “En Medellín entendimos que la mejor forma de cambiar esa percepción negativa de la ciudad era liderando transformaciones sociales, generando oportunidades, explicándole a la gente cuál es la verdadera diferencia entre el bien y el mal sobre todo a los jóvenes- y por qué es tan importante que los ciudadanos hagan lo correcto”, afirmó Gutiérrez.
 
En ese sentido, el exalcalde recordó el momento en el que el presidente del Foro Económico Mundial, Klaus Schwab, seleccionó a Medellín como una de las sedes de los Centros de Innovación para la Cuarta Revolución Industrial. “Que entre 1,9 millones de ciudades en el mundo elijan las sedes en China, India, Japón, Estados Unidos y luego en Colombia nos llenó de orgullo, pero también nos trazó una gran responsabilidad. Nos mostró que somos atractivos para el mundo y que logramos superar una crisis enorme”, afirmó.
 
En opinión de Gutiérrez, el presidente del Foro Económico Mundial encontró en Medellín un ejemplo para el mundo de talento y resiliencia frente a las crisis. “Mientras en 2014 se invertía apenas un 0,7 del Producto Interno Bruto (PIB) en innovación, el año pasado cerramos con un 2,6 por ciento destinado para ciencia y tecnología en la ciudad”, subrayó. El profesor adjunto de la Escuela de Administración destacó que durante sus cuatro años como Alcalde de Medellín entendió que la ciudad necesitaba llevar educación a la población vulnerable para contribuir a la transformación social. “Creamos la Ciudadela Universitaria de Occidente como un escenario en el que los jóvenes se prepararan para la Cuarta Revolución Industrial”, recalcó.
 
Durante la charla, Gutiérrez recordó tres grandes crisis que se enfrentaron en Medellín durante los últimos cuatro años. La primera, los altos niveles de contaminación de la ciudad en la que explicó se aplicaron tres grandes reglas en el manejo de cualquier crisis: reconocerla, ser transparentes en el manejo de la información y actuar con decisiones puntuales. “Asumimos que Medellín tenía un serio problema con la calidad del aire, hicimos pública una información a la que solo tenía acceso el Alcalde que evidenciaba la gravedad del problema y por esa vía logramos concientizar a la ciudadanía. Finalmente convertimos a Medellín en una ciudad verde que apuntara al uso de energía eléctrica o alternativa para sus desplazamientos”, explicó.
 
Una segunda crisis a la que se refirió el exalcalde fue la tragedia del equipo de fútbol Chapecoense, cuyo avión se estrelló a minutos de aterrizar en el aeropuerto Olaya Herrera de Medellín. “Fue uno de los momentos más tristes de mi vida. Lo que iba a ser un suceso muy importante para la ciudad porque era una final de una copa de fútbol se convirtió en una de las peores tragedias de la historia de Medellín. Sin embargo, en medio de una situación tan difícil descubrí la inmensa solidaridad que tienen las personas”, afirmó. “Aparecieron voluntarios que hablaban portugués y otros que en el lugar de la tragedia intentaban aportar sus talentos para ayudar a suavizar un momento tan desafortunado”, agregó.
 
De acuerdo con Gutiérrez, en medio de la “impotencia” decidió publicar una invitación (a través de Twitter) para que los ciudadanos acudieran al estadio a realizar un homenaje solemne a las víctimas de este accidente. “Nunca imaginé que tantas personas asistieran a esta cita para expresar su solidaridad de las formas más creativas posibles”, afirmó. El exalcalde recordó que durante ese momento el canciller brasileño de ese entonces mostró su sorpresa por la gran movilización de la sociedad entorno a este suceso. “Le expliqué al canciller brasileño, en ese momento, que en Medellín hemos tenido que aprender lo que es la solidaridad y levantarnos de los peores momentos de cualquier ciudad. Por eso pasamos de ser una de las sociedades más violentas del mundo a una ciudad esperanzadora que aprendió a superar y sobrevivir las crisis”, ratificó Gutiérrez.
 
Y el tercer caso que el profesor adjunto recordó de su paso por la Alcaldía de Medellín fue la crisis de Hidroituango. “Uno de los mayores proyectos de generación de energía del país se vio amenazado en el 2018 por el bloqueo de un túnel que como causó el crecimiento acelerado del nivel del agua. Tuvimos que tomar decisiones muy difíciles en apenas 20 días y garantizar las vidas de nuestros ciudadanos”, afirmó. Gutiérrez explicó que ante una crisis hay que trazar una escala de valores que permitan poner en la balanza las consecuencias de cada decisión. “Por supuesto que preferimos inundar el cuarto de máquinas que era un eficio de 12 pisos que estaba en el corazón del proyecto para ganar tiempo mientras elevábamos el nivel de la represa 27 metros para proteger la vida de las personas”, recalcó.
 
De acuerdo con Gutiérrez, en tiempos de crisis es cuando aparecen los liderazgos positivos y constructivos. “Nos tocó definir hitos en tiempos de crisis porque esa es la clave para lograr victorias tempranas, así como crear símbolos de esperanza y luego seguir hasta el siguiente hito. También aprendimos que los momentos de crisis se viven con la gente”, explicó. De la misma forma recordó: “La comunicación en una crisis es fundamental. En tiempos de crisis si uno no comunica entonces los demás cuentan la historia por uno. Hay que salir a comunicar y repetir. El líder debe comunicar de manera esperanzadora, con optimismo y repitiendo el mensaje para que se entienda”, subrayó.
 
El exalcalde concluyó que lo mejor que le pasó en estos cuatro años fueron las crisis porque le metieron desarrollar habilidades blandas. “Las crisis me hicieron mejor persona, me enseñaron a trabajar en equipo, liderar de manera propositiva y a sobreponerse a los problemas”, explicó. Así mismo recalcó: “Hoy cuando vivimos una de las peores crisis de la historia de la humanidad debemos entender que es fundamental adaptarnos a los cambios, que la innovación es determinante para sobrevivir, que se debe liderar sin buscar responsables de los problemas y que dependemos de la capacidad de ser solidarios y trabajar en equipo. Una crisis se debe enfrentar con liderazgo, optimismo, confianza y esperanza”, explicó.

Comparte en tus redes sociales

RELACIONADOS

RECIBE NOTICIAS EN TU CORREO

CONTENIDO DE INTERÉS

ÚLTIMAS NOTICIAS

Facultad de Jurisprudencia Posgrados estudiantes antiguos – Registro de Asignaturas 2020-2
Vida UR - 26 de mayo 2020
 
Café Virtual con el embajador de Canadá en Colombia y oportunidades de becas y estudio en ese país
Vida UR - 22 de mayo 2020
 
¡Conoce la Ruta 2025 de la Escuela de Medicina y Ciencias de la Salud URosario!
Vida UR - 22 de mayo 2020